¿Para qué sirven los probióticos? Pros y contras (Parte I)

Yogur, kéfir, kombucha, chucrut, miso, kimchi, encurtidos… todos ellos son alimentos fermentados que contienen bacterias vivas potencialmente beneficiosas para nosotros; las conocemos como probióticos. Pero, ¿cuál es exactamente su función y para qué sirven?

pros y contras de los probióticos

En este post sobre los probióticos, que hemos dividido en dos partes, vamos a hablar de sus ventajas y también de sus inconvenientes, de los pros y los contras. Echamos para ello un vistazo a las últimas investigaciones, a los estudios y publicaciones más recientes acerca de los microorganismos que habitan en nuestro cuerpo y de su enorme influencia en nuestra salud.

Probióticos y alimentos fermentados: una unión fructífera

La fermentación se lleva a cabo en prácticamente todas las culturas del mundo desde hace siglos. Se trata de la transformación de los alimentos a través de la acción de diversas enzimas, bacterias y hongos (Sandor Ellix Katz en El arte de la Fermentación) [enlace libro en Amazon]. Este proceso permite aumentar la vida útil del alimento así como dotarlo de ciertas características y propiedades.

Muchos de estos alimentos fermentados mantienen su actividad bacteriana en el momento de su consumo, es decir, tienen propiedades probióticas. Son alimentos con cualidades funcionales únicas, alimentos «vivos» cuyas bacterias continúan actuando dentro de nuestro cuerpo una vez ingeridos. Es lo que llamamos probióticos.

Los probióticos son por tanto bacterias activas que benefician el funcionamiento de nuestro organismo. Su definición «oficial» es: microorganismos vivos que administrados en cantidades adecuadas confieren un beneficio a la salud del hospedador. Puedes encontrar probióticos añadidos en alimentos funcionales o suplementos, si bien aquí tienes una lista con una docena de alimentos que los contienen de forma natural:

kefir de agua y kombucha prokey

¡ OFERTA EXCLUSIVA !

¿Te gustaría Probar Prokey GRATIS durante 10 días?

Solo te pediremos pagar los gastos de envío*

*Válido para España península y Baleares

  • yogur
  • suero de leche
  • quesos añejos
  • kéfir
  • kombucha
  • chucrut
  • miso
  • tempeh
  • kimchi
  • nattō
  • kavas
  • encurtidos

¿Para qué sirven los probióticos? Beneficios y Propiedades

En cuanto a la utilidad de los probióticos, conviene diferenciar entre su función estricta en el alimento y su función en la salud del huésped cuando este ingiere dicho alimento.

En el alimento…

Como hemos visto cuando hablábamos de la fermentación, los probióticos modifican las propiedades cualitativas del alimento, otorgándole características propias. Tiene lugar lo que se conoce como fermentación láctica.

El mecanismo es el siguiente: las bacterias se alimentan de los azúcares (glucosa) presentes en el alimento y generan ácido láctico. Este «desecho» aumenta la acidez e impide el desarrollo de bacterias nocivas, es decir, evita la putrefacción, incrementándose la vida útil del alimento.

En nuestra salud…

En lo que respecta a la salud humana, la fermentación transforma compuestos tóxicos en inocuos, y durante el proceso se producen además una serie de nutrientes como ácidos grasos, vitaminas, aminoácidos y proteínas. Y no olvidemos otro provecho: la digestión, que será más sencilla debido a que el alimento ya está parcialmente digerido.

Pero la cosa no acaba ahí, las bacterias siguen actuando en nuestro interior. Aunque los efectos varían entre especies y cepas, y algunos requieren de más investigación para su confirmación, veamos a qué beneficios apuntan los estudios recientes.

Diarrea y gastroenteritis

Los probióticos muestran efectos positivos en la prevención y el tratamiento de varios trastornos gastrointestinales, que incluyen diarrea infecciosa y diarrea por antibióticos. En niños, el consumo preventivo de especies de Lactobacillus podría reducir el riesgo de diarrea infecciosa, concretamente de gastroenteritis por rotavirus nosocomial. En adultos, se justifica el uso de trasplante microbiano fecal para tratar la infección recurrente por Clostridium difficile (guía práctica, estudio, postestudio).

Colesterol

La suplementación oral con probiótico Lactobacillus reuteri NCIMB 30242 puede disminuir los niveles de colesterol LDL, el conocido como colesterol «malo». Dos dosis diarias de esta formulación redujeron tanto este como el colesterol total en la sangre, según un estudio en The Journal of Clinical Endocrinology & Metabolism (JCEM).

Presión arterial

Los probióticos pueden contribuir a disminuir la presión arterial y a incrementar los niveles de vitamina D en sangre, que también ayuda a prevenir su aumento. Este estudio concluye que «la intervención dietética para corregir la microbiota intestinal (probióticos) podría ser una estrategia terapéutica nutricional innovadora para la hipertensión».

Agentes causantes de hipertensión

Agentes causantes de hipertensión y modos potenciales de acción probiótica en la hipertensión. Fuente: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC4772943/.

Salud mental

El desarrollo y la función del cerebro dependen de la estructura y diversidad de la microbiota y, por lo tanto, pueden influir en la salud mental. Los cambios en las bacterias intestinales pueden provocar trastornos que afectan al comportamiento como depresión, ansiedad, autismo o enfermedad de Parkinson.

Las intervenciones con probióticos —y prebióticos— en modelos animales han demostrado que «la microbiota podría desempeñar un papel en la salud mental mediante la regulación de las secreciones inflamatorias y endocrinas, la síntesis de compuestos neuroactivos y la interacción con el nervio vago» (estudio, estudio, estudio).

Mecanismos implicados en la relación entre la microbiota y el desarrollo y la función del cerebro.

Mecanismos implicados en la relación entre la microbiota y el desarrollo y la función del cerebro. Fuente: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC5558112/.

En ProKey ponemos a tu disposición refrescos probióticos basados en kéfir y kombucha, bebidas refrescantes elaboradas con probióticos. Todos los sabores y formatos en nuestra Tienda online o en los diferentes puntos de venta distribuidos por el país; consulta ¿Dónde comprar ProKey?

No te pierdas la segunda parte de ¿Para qué sirven los probióticos? Pros y contras, donde os hablaremos de los otros cuatro beneficios que revelan las últimas investigaciones sobre probióticos, y de sus posibles inconvenientes.

Si quieres conocer más sobre la microbiota, entra en este webinar gratuíto “Microorganismos que curan” que hemos preparado para tí.

¿Te ha gustado este artículo?

Suscríbete a nuestro blog para recibir información sobre probióticos y prebióticos.

Rellena este formulario y recibe puntualmente nuestros artículos en tu email.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.