Qué Refresco puedo Beber si estoy a Dieta

 

¿Hay refrescos compatibles con una dieta? Esta pregunta se la habrán hecho millones de personas a lo largo de los años. Mantener la línea siempre ha sido una prioridad para las personas y darse algún capricho en forma de bebida de tanto en tanto también es del agrado de todo el mundo.

Ahora bien, si nos hemos marcado como objetivo perder peso y con ello hemos iniciado una dieta baja en azúcares, ¿qué refresco se puede beber para compatibilizar ambas cosas?

¿Qué refrescos puedes beber si estás a dieta?

Los días de trabajo aprietan, y cuando volvemos a casa o salimos a algún sitio después de la jornada laboral siempre apetece tomarse algo fresquito. La cerveza es la bebida por definición para estas situaciones o si no, el vino o alguna bebida carbonatada.

Refrescos a evitar a toda costa si se está de dieta

Seguro que si eres deportista o si has hecho dieta alguna vez te los sabes de sobra.

Bien, pues empezamos por lo más evidente: el alcohol. Mucho se ha escrito sobre las bebidas alcohólicas. Que si son calóricas, que si no son especialmente buenas para nuestro organismo, que los excesos son terribles, que un vasito al día no hace daño… Bueno, pues es todo cierto.

El alcohol hace flacos favores a nuestro cuerpo, especialmente si estamos a dieta. Por ello, si quieres perder peso, te recomendamos que elimines cualquier bebida alcohólica de tu vida, incluido el vaso de vino de por las noches.

Además si crees que la cerveza sin alcohol no engorda, no es cierto. La cerveza sin alcohol no es aconsejable si quieres mantenerte a dieta. Por supuesto la que tiene alcohol todavía menos. Si no puedes vivir sin cerveza, mientras estés a dieta al menos, tendrás que olvidarte de ella.

Dejando atrás el alcohol llegamos a las bebidas carbonatadas. La mejor representante es la marca de color rojo que conoce todo el mundo. La versión de toda la vida está prohibida por la elevadísima cantidad de azúcar que tiene. Para los que son conscientes de ello, la marca sacó hace muchos años versiones light o zero.

El problema es que el azúcar se puede enmascarar de muchas maneras, y aunque veas en las latas que no hay ni calorías ni nada sospechoso de engordar, tendrán otros elementos que no le harán ningún bien a tu cuerpo si lo que buscas es perder peso. Para colmo, en Estados Unidos salen estudios de vez en cuando que no dejan de relacionar cada vez más la obesidad con los refrescos light. Ojo con eso.

Vamos ahora a los zumos. Pero cuidado, no los zumos naturales que veremos luego, sino los artificiales, los que vienen envasados.  Para proporcionarle ciertas características de durabilidad, sabor y demás, los fabricantes añaden a los zumos envasados un montón de elementos del todo indeseables para nuestro organismo, entre ellos el extra de azúcar.

Para finalizar este apartado, haremos un breve comentario sobre las bebidas isotónicas o energéticas. Ya te hablamos de ellas en su momento, y de todo ello rescatamos que estas bebidas son buenas para el cuerpo cuando se consumen tras haber practicado ejercicio a cierta intensidad. Beberse una bebida energética sin motivo alguno no es especialmente saludable para alguien que está a dieta, y lo mismo para las isotónicas.

¿Qué refrescos me puedo permitir si estoy a dieta?

Refrescos para dieta: zumos naturales, infusiones, agua y Prokey

Ahora sí: vamos a ver qué bebidas frescas o refrescos beber para no entorpecer la dieta que te hayas propuesto. Vamos a dar por hecho que la haces para perder peso. Allá vamos:

  • Zumos naturales de frutas

De los envasados te puedes olvidar, pero los naturales los puedes incluir en tu dieta. De todos modos, ten cuidado: no es bueno que abuses de ellos, puesto que las frutas en sí llevan azúcar y si solo bebes este tipo de zumos te podría pasar factura.

Lo ideal es que los combines con las opciones que te damos a continuación.

  • Zumos naturales de verduras

Si no son envasados, adelante. Y aquí puedes beber cuanto quieras ‒siempre sin excesos‒, puesto que las verduras no son frutas y los niveles de azúcar que tienen son muy bajos.

Si no se te ocurre qué hacer, en el blog tenemos algunas referencias de recetas para hacer tus propios batidos de frutas, crear tus propios refrescos con Prokey y darle sabor a todo de una manera sana y natural. Como consejo te diremos también que no abuses del aguacate o del coco, debido a su alto nivel de grasa, aunque no sea grasa negativa.

  • Agua

Tu mejor aliado para una dieta. Pero si lo que buscas es beber algo diferente, ¿qué tal el agua con gas? Le dará un toque distinto a tu paladar y no tendrá añadidos que conviertan el líquido en algo poco propicio para un cuerpo a dieta.

Dicho esto, también tenemos que advertirte que las aguas con sabores no son buenas para perder peso. Los elementos que le añaden para que sepan como saben no benefician a tu dieta en nada deberías tratar de evitarlas a toda costa. El agua, sin añadidos, es la bebida más sana que podrás beber siempre.

  • Infusiones

Las infusiones en general son otras bebidas que puedes permitirte cuando estés a dieta. Cierto es que no son un refresco, pero no está de más incluirlas aquí.

La mejor infusión para perder peso es, dicho sea de paso, el té verde. Activa el metabolismo, es diurético y reduce los niveles de colesterol y triglicéridos.

  • Prokey Drinks

Basada en kéfir de agua, Prokey Drinks ha conseguido sintetizar en una sola bebida los mejores atributos de todas las demás, convirtiéndose así en una excelente opción para las personas a dieta. Y además, es una bebida ecológica y probiótica.

No es una bebida que adelgace, pero tampoco te hará engordar lo más mínimo. Tiene un sabor excelente aun así: el kéfir se encarga de absorber el azúcar añadido para que el resultado sea una bebida sin calorías y con unos niveles de azúcar insignificantes.

Si lo consumes frío, además, te gustará mucho más. Te lo puedes beber en cualquier momento del día y en nuestra tienda online podrás elegir los sabores que más te gusten:

  • Prokey Aqua BIO receta tradicional
  • Prokey Menta y Gengibre BIO
  • Prokey Hibisco Bio
  • Prokey Coco Bio
  • Cold Brew Kombucha

Esperamos que te haya gustado el post. Si quieres compartir con nosotros algún comentario, estaremos encantados de leerte.

¡Nos vemos!

Disfruta de tu bebida de kéfir y si quieres contactar con nosotros haz clic aquí.

Y tú, ¿qué bebidas consumes cuando te pones a dieta? ¿Quieres añadir alguna más? ¡Te leemos en los comentarios!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *