Cómo subir las defensas con kéfir de agua. Comprobado

Los microorganismos patógenos, los virus y las toxinas se mantienen a raya gracias a una barrera que les impide el paso: nuestro sistema inmune. Un entramado de estructuras y mecanismos cuyo desequilibrio es causa de numerosas enfermedades.

Como aquí os explicaremos, hay muchas evidencias de los efectos que las bacterias beneficiosas y los probióticos ejercen sobre el sistema inmune, contribuyendo a fortalecerlo. Os mostramos cómo subir las defensas de nuestro organismo con ayuda de los probióticos y el kéfir de agua.

Subir defensas con Kefir de Agua

El sistema inmune: barrera protectora

El sistema inmunitario, sistema inmunológico o sistema inmune es el conjunto de estructuras y procesos biológicos que nos permiten mantener el equilibrio (homeostasis) frente a agresiones. Estas pueden ser internas, como células cancerosas, o externas, como microorganismos patógenos o contaminantes.

Nuestro sistema inmunitario distingue lo propio de lo ajeno. Elimina las células y moléculas extrañas que puedan resultar potencialmente dañinas al mismo tiempo que evita el paso de agentes perjudiciales. Piel, mucosa del aparato respiratorio o mucosa del aparato digestivo constituyen barreras físicas protectoras de nuestro cuerpo.

Papel de la microbiota en la defensa del organismo

Concretamente el aparato digestivo, o tracto gastrointestinal, es una parte importante del sistema inmunológico. Es una de las principales zonas de contacto con los microorganismos, virus y toxinas. Las bacterias «buenas» que allí se encuentran —lo que llamamos microbiota intestinal— previenen el sobrecrecimiento de las bacterias «malas».

kefir de agua y kombucha prokey

¡ OFERTA EXCLUSIVA !

¿Te gustaría Probar Prokey GRATIS durante 10 días?

Solo te pediremos pagar los gastos de envío*

*Válido para España península y Baleares

Pero, ¿y si estas últimas proliferasen a sus anchas, sin suficientes bacterias intestinales beneficiosas que las detengan? Bueno, desde luego les acondicionamos un entorno idóneo para hacerlo: la dieta actual rica en alimentos procesados nutritivamente pobres, los malos hábitos o el estrés hacen que se empobrezca nuestra microbiota, se altere la permeabilidad intestinal y, por lo tanto, que esta valiosa barrera protectora se debilite.

Esta es la razón por la que muchas enfermedades autoinmunes tienen su origen en el intestino. Hablamos del lupus eritematoso sistémico, de la enfermedad inflamatoria intestinal, la colitis ulcerosa o la enfermedad de Crohn (publicación, publicación). En este otro post te contamos más acerca de las enfermedades autoinmunitarias.

¿Cómo aumentar nuestras defensas con ayuda del kéfir de agua?

Como ya hemos visto anteriormente en el blog, la microbiota es un órgano en sí mismo que realiza múltiples funciones, entre ellas modular nuestro sistema inmune. Las bacterias beneficiosas, probióticos tales como Bifidobacterium o Lactobacillus, compiten además con los patógenos por los sitios de adhesión o sintetizan diferentes compuestos antimicrobianos. De este modo ayudan a restablecer la permeabilidad intestinal y las uniones intercelulares (referencia).

Así, probióticos como los presentes en el kéfir de agua contribuyen a aumentar, a subir, las defensas de nuestro organismo a través de los siguientes mecanismos:

Modulación del sistema inmune y de la respuesta inflamatoria

Los probióticos ejercen un efecto protector frente a patógenos gastrointestinales mediante mecanismos de inmunomodulación Las bacterias intestinales interaccionan con el sistema inmunitario asociado a la mucosa intestinal induciendo respuestas antiinflamatorias.

La inflamación es una de las primeras respuestas del sistema inmunitario a una infección. Nuevas líneas de investigación asocian la administración de bacterias probióticas a la activación de la respuesta inmune en enfermedades inflamatorias. «El ADN bacteriano […] después de la administración probiótica moduló la respuesta inmune mediante una disminución de la interleucina-1 beta (citocina proinflamatoria) y un aumento de la interleucina-10 (citocina antiinflamatoria)» (estudio, estudio).

aumenta las defensar con kefir

Competencia con patógenos intestinales

Las bacterias probióticas compiten con los patógenos gastrointestinales por los lugares para adherirse. Tienen la capacidad de inhibir su adhesión y desplazar además a los previamente adheridos, como E. coli, Clostridium o Salmonella. B. breve o B. infantis «mostraron inhibir la asociación celular de cepas de Escherichia coli enterotoxigénica, enteropatógena, de adhesión difusa y Salmonella typhimurium a células Caco-2 enterocíticas» (estudio, estudio, estudio, estudio).

Si bien esta adhesión parece disminuir con la edad: el número de bifidobacterias y el contenido intestinal se reduce a medida que aumenta la edad del sujeto (estudio).

Síntesis de sustancias antimicrobianas

Bacterias lácticas como Lactobacillus, presente en el kéfir de agua, producen metabolitos antimicrobianos: ácidos orgánicos, principalmente ácido láctico y ácido acético, y proteínas antimicrobianas (bacteriocinas). «La producción de sustancias antibacterianas por bifidobacterias mejoraría la ecología bacteriana intestinal e inhibiría los patógenos intestinales». Se trata de compuestos efectivos contra potenciales causantes de infección como Helicobacter pylori o Listeria monocytogenes (estudio, estudio, estudio, estudio).

También los ácidos orgánicos de cadena corta generados —acético, propiónico y butírico— contribuyen a reducir el pH del colon, lo que inhibe su colonización por bacterias patógenas. «Tanto el aumento en la concentración de ácidos orgánicos como el pH reducido en el intestino debido a la colonización de bifidobacterias se correlacionaron con la actividad antiinfecciosa» (estudio).

En ProKey elaboramos bebidas probióticas a base de kéfir y té endulzado, que fermentamos mediante cultivos probióticos, concretamente cepas de los géneros Bifidobacterium, Lactobacillus y Lactococcus.

Fabricamos un «refresco vivo». En nuestra tienda online encontrarás nuestros refrescos probióticos de diferentes sabores y muy bajos en azúcar. ¡Pruébalos! Refuerza tu sistema inmune y «sube» tus defensas con ayuda de ProKey.

 

¿Te ha gustado este artículo?

Suscríbete a nuestro blog para recibir información sobre probióticos y prebióticos.

Rellena este formulario y recibe puntualmente nuestros artículos en tu email.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.